lunes, 15 de noviembre de 2010

CARTELERA INFORMATIVA

CARTA ABIERTA

Ciudadanos:

ELÍAS JAUA, VICEPRESIDENTE EJECUTIVO

EDGARDO RAMÍREZ, MINISTRO DE EDUCACIÓN UNIERSITARIA

Desde su creación, la Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios de Venezuela (FAPUV) ha velado por un quehacer universitario de elevada calidad en Venezuela y ha luchado por el bienestar y los derechos humanos y laborales de sus agremiados, enfrentando a los gobiernos de turno. Durante toda su existencia, FAPUV ha hecho importantes contribuciones en este sentido, de tal suerte que hoy en su seno se organizan 18 asociaciones representativas de alrededor de 40.000 docentes.

Es un hecho conocido que el movimiento de trabajadores en Venezuela conquistó en su historia de luchas el derecho a la libre organización y a la negociación con el patrón de las condiciones de trabajo y remuneración de sus afiliados. Esa conquista democrática y social de los trabajadores venezolanos está contenida como derecho en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

En nuestro caso, el patrón es el Estado a través de la administración de las Instituciones universitarias, y el instrumento regulador de la relación laboral, las Normas de Homologación, las cuales tienen rango legal desde la década de los 80 del siglo pasado. Ellas establecen textualmente, en su Artículo 13: Las tablas de sueldo serán revisadas por el Consejo Nacional de Universidades cada dos años y se tomará en cuenta como criterio para su modificación el índi­ce promedio del costo de la vida durante los dos años ante­riores, según los datos del Banco Central de Venezuela. Los beneficios adicionales serán revisados también cada dos años. A tales fines, se consultará la opinión de la Federa­ción de Asociaciones de Profesores Universitarios de Ve­nezuela (F.A.P.U.V.)”. El incumplimiento desde 2004 de este derecho, viola la Constitución, viola la Ley y se ha erigido en mecanismo perverso de discriminación del personal docente de las universidades venezolanas y de dramática contracción de su salario, con consecuencias nefastas para el bienestar de sus familias y para la misión de nuestras casas de estudio. Para cumplir con este enunciado se designa una comisión para la discusión y acuerdos de las referidas Normas.

Las universidades, por otra parte, han sido sometidas a un ahogo presupuestario de tal magnitud, que su sostenibilidad está en entredicho en este momento. Por esta razón, los universitarios de distintos sectores hemos manifestado a través de la protesta pacífica y multitudinaria nuestro descontento y hemos entregado reiteradas solicitudes de audiencia, ante distintas instancias del Poder Ejecutivo, comenzando, por supuesto, por el ministerio del ramo, así como documentos con nuestras demandas y propuestas.

Luego de la Marcha Nacional Universitaria celebrada en Caracas el 14-10-10, Ustedes, Vicepresidente Ejecutivo y Ministro de Educación Universitaria, ante la Nación entera que seguía los acontecimientos a través de los medios, ofrecieron diálogo con todos los sectores universitarios y aún no han cumplido.

El motivo de la presente es reiterarles, públicamente, la solicitud de que cumplan su palabra y concedan la audiencia solicitada, a fin de buscar soluciones, de manera conjunta, con representantes legítimos de los diferentes sectores universitarios.

Atentamente,

JUNTA DIRECTIVA DE FAPUV

“ES FAPUV UNA TIERRA DE HORIZONTES ABIERTOS EN LA CUAL

SE SIEMBRAN LUCHAS Y SE COSECHAN DERECHOS”