martes, 22 de septiembre de 2009

UN ESTUDIANTE MAS PRESO, de Deliamar Montiel

Estimados amigos:
La represión y el castigo se han abatido en contra de los más indefensos en estas luchas por los derechos civiles, siendo los estudiantes los más perjudicados a la hora de la revancha del régimen ante las protestas. Ellos saben del valor de un muchacho que no tiene miedo por que creció viendo a sus padres participar en la lucha por un país mejor, sin que por ello fueran a dar con sus huesos en la cárceles venezolanas: una oda al horror y a la injusticia. En esta situación que nos asquea por su crueldad se encuentra La Planta. Ahí están presos 11 funcionarios de la Alcaldía Metropolitana acusados de: "Lesiones graves, resistencia a la autoridad, uso de equipos electrónicos para interferir sistemas de comunicaciones de seguridad y obstrucción de vías públicas".
Todos son jóvenes a excepción de uno, son muchachos recién graduados o por graduarse. Entre ellos está el Br. Carlos Javier Losada Villegas C.I 16.464.997, pre tesista de la Escuela de Filosofía de la Facultad de Humanidades y Educación de la UCV, quien en Octubre de este año debe defender su tesis de grado y quien se ha destacado por ser excelente estudiante. Este joven es hijo del Lic. Juan Losada, profesor de matemáticas de la UPEL y luchador social de toda la vida. Carlos Javier fue preparador, pasante en el Consejo de Desarrollo Científico y Humanístico (CDCH) UCV, pasante en la Alcaldía de Caracas bajo la jefatura de Freddy Bernal y luego contratado, hasta que lo saco del cargo el Alcalde Jorge Rodríguez. El Alcalde Antonio Ledezma lo recibe en la Dirección de Desarrollo Social y de allí, sale a la cárcel, por manifestar, por disentir, porque estaba en las escaleras del Paseo El Panteón y de allí se lo llevaron a la fuerza, a golpes, a gritos...y ahora tiene un mes preso en la Planta al lado de venezolanos que también son y fueron víctimas de un sistema social podrido que en nada ha cambiado el horror de la Cuarta república; solo se ha vestido de refinamiento legal para cercenar los derechos a la vida, a la seguridad, al pago de un salario justo y a tiempo, al respeto del contrato social de nuestra vigente Constitución, a la salud, a la educación plural, a oír radio, a ver televisión, a tener aspiraciones de bajar del cerro...El Dr. Igor Hernández es su abogado defensor y como él lo somos los miembros de la Junta Directiva de la APUCV al igual que en el caso de Julio Rivas y de Maraco, al igual que con todos los presos políticos. ¿Cómo es posible que personas que no tienen antecedentes legales estén en una cárcel de tan alta peligrosidad? Hablan de amor quienes matan en nombre del amor, hablan de libertad quienes la pisotean en nombre de una sola ideología, hablan de democracia y vas preso si disientes del pensamiento único.
No somos ni seremos cómplices de la violación de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.
LIBERTAD PARA LOS PRESOS POLITICOS,
LIBERTAD PARA LOS ESTUDIANTES PRESOS
LIBERTAD, PAZ Y JUSTICIA
Profa. Deliamar Montiel Ramirez
Secretaria de Asuntos Academicos y Gremiales de APUCV